El Emabrazo

El primer signo de embarazo en la primera semana: es hora de recibir alertas sobre su embarazo

La primera señal de embarazo marca la alarma de que has comenzado a florecer una nueva vida dentro de ti. Los síntomas del embarazo no son tan visibles en la primera semana de embarazo. 

Tanto su salud física como mental sufren ciertos cambios después de quedar embarazada. Tome nota de todos estos cambios que comienzan a aparecer como síntomas tempranos del embarazo dentro de un par de días después de concebir. 

El inicio de estos síntomas en la primera semana de embarazo marca la implantación del feto en el útero y su desarrollo gradual en el cuerpo. Los cambios hormonales drásticos ocurren durante esta fase para apoyar el crecimiento del bebé y los síntomas son solo la reacción de su cuerpo a estos cambios. 

Por lo tanto, cuide su cuerpo y controle cada signo de embarazo de la primera semana y agréguelo a su diario de embarazo para crear un calendario de embarazo semana por semana hasta el final del ciclo de nueve meses de embarazo. Las revistas o calendarios de embarazo ayudan a las mujeres a observar si están progresando saludablemente hacia el parto.

Cómo determinar la primera semana de embarazo

Ahora muchas mujeres se preguntan cómo calcular su embarazo. ¿Cuál es el primer día de su curso de nueve meses de embarazo? Generalmente, el primer día del último período menstrual comienza los nueve meses de duración del embarazo. 

Eso significa que el día en que finaliza el último período menstrual normal es el día en que quedó embarazada.

Por lo general, la ovulación es un período de treinta días y durante este tiempo, el óvulo de los viajes de ovario entra en la trompa de Falopio, donde es fertilizado por un esperma y luego desciende al útero para desarrollarse. 

El período en que el óvulo fertilizado penetra en el revestimiento interno del útero se considera la primera semana de embarazo. 

La implantación del óvulo fertilizado en el revestimiento interno del útero puede ser percibida por una leve hemorragia y otros síntomas. Tenga cuidado de notar cada signo de embarazo de la primera semana para el cálculo correcto del período de embarazo y para estar preparado para el parto, gradualmente.

Primera semana, síntomas del embarazo

Los siguientes son los cambios más probables que se supone que las mujeres embarazadas deben experimentar en la primera semana de embarazo:

 

Cuando de repente experimentas un grado de cansancio incrementado, incluso si eres una mujer trabajadora activa, llena de salud, debes tomártelo en serio. Las mujeres muchas tienden a sentir un mayor nivel de agotamiento y pueden incluso desmayarse debido a la presión arterial baja.

Sentir náuseas por la mañana o durante el día es un signo frecuente de la primera semana de embarazo. Con frecuencia, su estómago puede sentirse mareado y sentir aversión a los alimentos.

La micción frecuente es otro signo de embarazo en la primera semana. Si está esperando un embarazo, puede apresurarse a ir al baño con más frecuencia que nunca. La ampliación de su útero para acomodar el crecimiento del feto adentro empuja su vejiga y causa micción frecuente.

El sangrado por implantación es un signo significativo de la primera semana de embarazo. Debido a que este sangrado resulta de la implantación del óvulo en el útero, se denomina hemorragia de implantación. Esta ligera hemorragia puede acompañar a ligeros calambres abdominales.

Sus senos mostrarán cambios significativos, como venas varicosas, cada vez más grandes, más sensibles, adoloridos y sensibles.

Usted experimentará cambios de humor dramáticos y depresión, ansiedad, aparición repentina de alegría, etc. Esta transición drástica del estado de ánimo es el resultado de cambios hormonales.

El gas es un signo embarazoso de la primera semana de embarazo. Sin embargo, puede reducir tales incomodidades enriqueciendo sus comidas con fibras adecuadas y reduciendo las especias. El estreñimiento puede acompañar a este síntoma de gas del embarazo.

 

Para reducir las molestias del primer signo de embarazo durante la primera semana, consuma una dieta adecuada que contenga vitaminas, minerales y ácido fólico según lo establecido por su médico.

Déjanos Tu Comentarios

Tags

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close